Es una pequeña isla que se localiza a la salida de los manglares y la boca del Río San Pedro, en el Golfo de Montijo, provincia de Veraguas. Sitio de gran belleza natural y ecológica, donde se puede observar una gran variedad de aves características del área.
En esta isla se encuentran áreas de manglar, magnificas para recorrer en kayak.

Tanto en la parte norte y sur de la isla existen varios puntos de pesca.

Historia

Se cuenta que en esta isla vivió, por más de 50 años, un ermitaño alejado del resto de la civilización.
El ermitaño como le llamaban los pescadores, que de manera esporádica llegaban a acampar en Isla Verde, se alimentaba de lo poco que producía: comía arroz, yuca, algunas frutas como piña, coco y otras que existen en esta parte del Golfo.
El ermitaño, se mudó a este lugar, por razones que aún se desconocen hasta por su propia familia. El lugar donde habitaba, era como una cueva que de manera improvisada construyó con algunas hojas de zinc y pequeños árboles que encontró cuando empezó a vivir en este remoto paraje.
Para entrar y salir de su hábitat tenía que hacerlo arrastrado.
La puerta de la casa del ermitaño era un laberinto al que él solo podía acceder. En su interior había solo una olla con pedazos de yuca cocida con coco y un pequeño espacio reducido con dos pedazos de palo, que le servía de cama durante las noches.

 

Recomendados

Ver Todos